¡Bienvenido,
Invitado!

¡Bienvenido a Naruto Legends!

Toda la información que necesitas para comenzar con el rol se encuentra en nuestra Guía para Nuevos Usuarios. Recuerda revisar nuestro Changelog para ver los cambios más recientes.

Últimos temas
Últimos temas
» —Pestilent Secrets △ w/ Hitagi
Hoy a las 7:12 pm por Hitagi

» Ascensión | ❁ |
Hoy a las 5:48 pm por Seiichi

» Revisión de ingredientes.
Hoy a las 5:08 pm por Hushika Kugutsu

» La búsqueda de la botánica.
Hoy a las 5:06 pm por Hushika Kugutsu

» GambaRol [AFILIACIÓN AL DIRECTORIO]
Hoy a las 4:38 pm por Invitado

» No es solo una pelea II [C]
Hoy a las 4:29 pm por Iko

» (2ºExamen Jonnin) Declaración de guerra
Hoy a las 3:23 pm por Uchiha Ōgama

» [Dados] Tiradas de la Botánica.
Hoy a las 10:45 am por Loremaster

» Arriving to the Waterfalls.
Hoy a las 8:30 am por Hushika Kugutsu

» No corta el mar, sino vuela { + Pao & Dastan}
Hoy a las 1:31 am por Dastan O'Donnell

» Tablón de Misiones | Hushika Kugutsu
Ayer a las 10:34 pm por Uchiha Sukino

» Mision
Ayer a las 10:32 pm por Uchiha Sukino

» Hogo dōmu (保護ドーム— Cúpula protectora)
Ayer a las 4:30 pm por Gakumon

» Kugutsu Puppetry.
Ayer a las 2:46 pm por Hushika Kugutsu

» [Viaje] De Lluvia hasta Fuego
Ayer a las 2:39 pm por Hitagi

» [O'ween][C] Sólo se pone peor
Ayer a las 9:05 am por Hansha Yamanaka

»  — Flexible.
Ayer a las 6:19 am por Akkarin

» Mas cerca del destino.
Ayer a las 5:55 am por Hushika Kugutsu

» El llamado de la Cascada.
Ayer a las 12:29 am por Hushika Kugutsu

» Venenos Yusuke
Lun Dic 11, 2017 6:15 pm por Yusuke

Lorewalker

Sakae Shinobu por fin tiene lo necesario para expulsar a los rebeldes de sus tierras definitivamente, no solo eso, sino que la información hallada durante el operativo de infiltración ha revelado una directa relación entre los rebeldes y el feudal de Mogura, por lo que la tensión en el país de la tierra se intensifica. ¿Será este el principio de una pronta guerra civil entre hermanos? { Enlace al Tema }

Tempestades se agitan al norte del continente. Dos de los países menores han entrado en conflicto por un territorio sin dominar que los ha dividido desde centurias. El País del Sonido busca expandirse, en temor de perder poder militar y quedar a merced de criminales, pero el País de la Cascada no permitirá que se invada territorio lindante a su país, mucho menos de un país el cual ha brindado su apoyo en el pasado. El choque de intereses es inminente. { Enlace al Tema }

Créditos

Naruto Legends Rol Forum by Naruto Legends Staff is licensed under a Creative Commons Reconocimiento - No Comercial - Sin ObraDerivada 4.0 Internacional License.

El diseño gráfico del foro (HTML/CSS) es fue creado por Sargas (Nemuri) para Naruto Legends. Las imágenes fueron tomadas de Deviantart, Artstation y pertenecen a sus respectivos autores.


Clan Aburame

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Clan Aburame

Mensaje por Rol Master el Jue Sep 18, 2014 10:27 am


油女一族

Clan Aburame

naruto legends


Aclaraciones y Requisitos:


Los miembros del clan Aburame deberán escoger como especialidad primaria alguna de las ramas del ninjutsu -taipu kanchi, fuinjutsu, Iryôinjutsu- o ninjutsu en sí mismo, de manera obligatoria.

Los miembros del clan Aburame sólo podrán realizar un pacto de invocación con alguna especie de insecto, pues ninguna otra criatura está dispuesta a aliarse con estos parásitos del mundo ninja.


El clan Aburame es, sin lugar a dudas, una de las familias más enigmáticas dentro del mundo ninja. Los ninjas de este clan poseen la habilidad de comunicarse con los insectos de forma silenciosa, elemento que ha sido aprovechado para desarrollar un estilo de combate único, el Kikaichū no Jutsu. Al nacer, cada miembro es convertido en una colmena que sirve de hogar para los kikaichū, pequeños insectos con la capacidad de alimentarse de chakra, habilidad que los ha transformado en la herramienta por excelencia del clan.

Los kikaichū y sus colmenas viven en simbiosis: los insectos consiguen refugio permanente y proliferan hasta alcanzar los cientos de miles gracias a una fracción del chakra del shinobi y éste, por su parte, puede utilizarlos como medio para realizar técnicas similares al ninjutsu sin necesidad de utilizar sellos de mano o moldear chakra (a menos que la técnica indique lo contrario), saliendo a través de los poros del ninja, aunque también pueden guardarse insectos adicionales en jarrones o calabazas.

Los ninjas de este clan son considerados como expertos en espionaje y rastreo, ya que además de sus kikaichū, también pueden comunicarse con toda clase de insectos, como ya se dijo, por lo que pueden indagar sobre sus alrededores al preguntarle a los escarabajos, hormigas, grillos y mariposas que habitan la zona. Sus vestimentas son acordes a esta afirmación, ya que suelen utilizar gafas oscuras y ropas holgadas que ocultan sus cuerpos, esto para, posiblemente, evitar ser reconocidos a primera vista y desviar las miradas ajenas de los insectos que sean liberados.



Insectos del clan Aburame


Como ya se dijo con anterioridad, los miembros del clan Aburame pueden comunicarse con toda clase de insectos, pero existen cuatro clases que el clan cría y utiliza de forma exclusiva, manteniendo un monopolio sobre su existencia, por lo que no pueden ser encontrados en la naturaleza. El ninja Aburame no tiene acceso inmediato a todos éstos, ya que su cuerpo está condicionado para comenzar con la producción de cada clase de insecto con cada especialidad y rango conseguido a lo largo de la vida del ninja. Estos insectos aumentan su velocidad y efectividad cuando el ninja mejora sus habilidades con el ninjutsu y su concentración.

[Genin] Kikaichū (寄壊蟲, insectos de destrucción parasitaria): Los kikaichū son una minúscula especie de insectos parecidos a los escarabajos que son utilizados como la principal herramienta de los Aburame y base de las técnicas únicas del clan, esto debido a la relación simbiótica existente entre la colmena y sus habitantes. Los kikaichū poseen numerosas características que los hacen elementos dignos de ser temidos en un combate: no producen sonido alguno al desplazarse o comunicarse, su pequeño tamaño y capacidad de penetración en gran cantidad de materiales les permite ocultarse con suma facilidad, y se alimentan de chakra, lo que es imperceptible. El enemigo puede llegar a quedar totalmente agotado antes de siquiera notar la presencia de los kikaichū en su cuerpo, ya que éstos no estimulan el sentido del tacto al caminar sobre la piel. Por cada dos extremidades cubiertas, la víctima perderá -1 a Resistencia por turno. Así, con piernas y brazos cubiertos de insectos, la víctima pierde -2 de Resistencia por turno; si se cubre la cabeza se suma otro -1, y si se cubren la espalda y el torso otro -2 a Resistencia por turno. Cuando la víctima llega a 0 de Resistencia, se ve imposibilitada de continuar el combate.

Otras características:

  • Al igual que otros insectos, son inmunes al genjutsu gracias al sistema nervioso que poseen, el cual es muy simple en comparación al de los humanos.
  • La vida útil de estos insectos es mínima, y se calcula en función de la resistencia de su colmena, pues a mayor resistencia más se han podido alimentar. La ecuación es similiar a la de los Dôjutsus, pero algo más estricta debido al gran número de criaturas alimentándose a la vez del usuario: Res/3. Así, los insectos de un Genin con 10 de Resistencia tienen una vida máxima de 3 turnos -unos poco minutos, para la mayoría de casos-, mientras que los de un Sannin son capaces de sobrevivir hasta 10 turnos con 30 de resistencia -varias horas, inclusive días enteros-.
  • Las hembras poseen un aroma que los machos pueden detectar dentro de tres kilómetros, mientras que otras especies de animales que colaboran con los ninjas -como los Ninken de los Inuzuka-, pueden detectarlas cuando están a menos de cien metros. Los machos poseen un aroma demasiado sutil, sólo detectable cuando no existen más de cuatro metros de distancia con estos.
  • Poseen capacidades limitadas de rastreo de chakra, las cuales sólo pueden ser utilizadas por éstos en un área de cinco metros de radio, tomándolos como centro.
  • Pueden desarrollar mutaciones que los equipan mejor para la batalla contra determinadas técnicas y elementos. En este caso, el contenedor puede reproducir estos insectos específicos para aumentar sus números, mejorando el promedio de probabilidades de superviviencia del enjambre al encontrarse contra un oponente con las mismas habilidades.
  • Son capaces extraer las toxinas del cuerpo de su contenedor o de otra persona, sacrificando su vida para ello. Al morir dejan atrás a sus descendientes, los cuales son inmunes al mismo veneno debido a su capacidad de desarrollar mutaciones.



[Chūnin] Bikōchū (微香虫, insecto del aroma sutil): El bikōchū es un insecto muy valioso para aquellos Aburame que se especializan en el rastreo, ya que su olfato es muchas veces más potente que el de un perro ninja. Al salir del huevo, la larva de bikōchū pasa a un estado de capullo, estado en el que se mantiene de manera forzada por los Aburame para poder utilizar al insecto de forma efectiva, ya que el primer olor que el bikōchū detecte al salir del capullo quedará guardado en su memoria por siempre, razón por la que seguirá la dirección de su fuente principal sin importar las distancias. Debido a la enorme dificultad que supone la crianza de estos insectos, cada ninja Aburame está limitado a utilizar diez bikōchū durante toda su vida.

[Chûnin] Shōkaichū (消壊虫, Insectos de Destrucción Neutralizadora): Estos gusanos blancos y gordos son capaces de captar las partículas de chakra que quedan en el aire tras un combate, pudiendo así reportarle al usuario datos tales como el elemento, o la especialidad, de los contendientes de dicha refriega. Para ello no deben haber transcurrido más de cinco días desde el desarrollo del combate. Para entrenar a estos insectos es necesario que el Aburame posea como especialidad inicial Taipu Kanchi (Ninja Sensorial), pues sólo alguien con habilidades innatas para las pesquisas podría criar a semejantes rastreadores, previo entrenamiento de 100 líneas.

[Jōnin] Kidaichū (寄大蟲, insectos gigantes parasitarios): Los kidaichū son insectos de la familia de los kikaichū que son muy difíciles de mantener dentro del cuerpo, ya que requieren de una excelente concentración y un correcto control de chakra. Similares a los escarabajos, estos pequeños insectos poseen una cualidad única: al recibir una cantidad incorrecta de chakra, comienzan a devorar frenéticamente el chakra y la carne del ser vivo en el que se encuentren, desde adentro hacia afuera, dejándole enormes agujeros en los lugares por los que salen. Con cada bocado aumentan su tamaño, pudiendo alcanzar dimensiones que superan los dos metros de largo. Al terminar de comer, los kidaichū mueren, por lo que sólo pueden ser plantados a través del contacto directo entre el Aburame y su objetivo. Para poder utilizar estos insectos, el ninja debe realizar un entrenamiento previo. Un enemigo cuyo control de chakra sea excelente -el máximo para su rango, y siempre que sea del mismo rango que el usuario-, será capaz de controlar su chakra para inhibir el crecimiento de estos parásitos, lo que implica su total anulación. Por otra parte, es un riesgo para un Aburame llevar estos insectos al combate, pues al tener que vivir dentro de su cuerpo la más mínima alteración del chakra a causa de una técnica enemiga desencadenaría su crecimiento descontrolado.

[Jōnin] Kochū (蠱虫, Insecto Gusano): Estos gusanos, extremadamente largos y finos, con cuerpos especialmente diseñados para vivir bajo tierra durante largos periodos de tiempo, son un tipo de insecto especial criado por los miembros del Clan Aburame que han consagrado sus vidas a la medicina. Poseen filas de dientes similares a las de las sanguijuelas y son capaces, a través de sus mordiscos, de inyectar un veneno paralizante en sus víctimas. El veneno actúa bloqueando las señales eléctricas que se envían desde el cerebro a los músculos, lo cual dificulta enormemente el movimiento de las víctimas, llegando, en casos extremos, a causar una parálisis total. Cuando alguien es mordido por uno de estos insectos, su velocidad se ve reducida en 4 puntos durante 3 turnos. Si se producen dos mordiscos, la extremidad afectada se ve paralizada; con tres mordiscos la parálisis se extiende hacia el corazón. Cada gusano sólo puede morder una vez antes de quedarse sin veneno, pues su pequeño tamaño apenas les da para unos pocos gramos. Además, se reproducen de forma anormalmente lenta, pues su gestación es larga para que se desarrollen en ellos las toxinas que producen los efectos del veneno: Cada Aburame puede usar un máximo de 5 de estos insectos por combate, y cada vez que utilice uno deberá esperar 2 turnos para emplear el siguiente.
Sólo los Aburame con especialidad Iryô Ninjutsu (Ninjutsu Médico) tienen acceso a estos insectos, previo entrenamiento de 100 líneas.

[Sannin] Kidokuchū (寄毒蟲, insectos de veneno parasitario) o Nanosaizu no Dokumushi (ナノサイズの毒蟲, nanoinsectos venenosos): Estos raros insectos son conocidos como los más letales que un Aburame puede utilizar. Son tan minúsculos que a simple vista parecen ser una masa de chakra incluso para el Sharingan y, a diferencia de los kikaichū que poseen autosuficiencia, sólo pueden ser transferidos al cuerpo de la víctima a través del contacto físico directo. El más mínimo roce es suficiente para que los insectos puedan atravesar cualquier clase de vestimenta, y una vez que el oponente es infectado con estos nanoinsectos, comienza a sentir un dolor inimaginable. Éstos le inyectan un potente veneno que comienza a destruir la zona "infectada" a nivel celular, expandiéndose por el cuerpo del rival y pudiendo causar una muerte rápida si estos insectos son inicialmente depositados en una zona vital. Los efectos de este veneno pueden ser revertidos por el Aburame, sin embargo necesita hacer contacto directo con la zona infectada del rival para poder retirar a los nanoinsectos, además de una inyección de antídoto en la misma zona para revertir los efectos del veneno. Para poder utilizar estos insectos, se requiere de un entrenamiento previo.


Técnicas del clan Aburame

Genin

Kikaichū no Jutsu (寄壊蟲の術, técnica de los insectos de destrucción parasitaria): Técnica pasiva y fundamental, base de todas las demás técnicas del clan Aburame. Al ser transformado en una colmena para los kikaichū al momento de nacer, el ninja Aburame obtiene la capacidad de comunicarse con toda clase de insectos, los que siguen todas sus órdenes, al pie de la letra y sin importar cuáles sean; sin embargo, su vínculo más fuerte siempre será con sus kikaichū.

La restricción de esta técnica radica en la cantidad de insectos que el Aburame puede liberar para sus técnicas, ya que, si bien éstos son inagotables, su uso excesivo puede significar una reducción importante de la población de kikaichū en su cuerpo, lo que se traduciría en una merma de insectos para las técnicas futuras.

El ninja Aburame puede utilizar cuatro técnicas diferentes relacionadas con sus insectos (entiéndase, kikaichū) antes de verse obligado a esperar tres turnos consecutivos sin liberar kikaichū para que la población alcance sus números normales. A medida que ascienda de rango, el Aburame podrá realizar dos técnicas adicionales por cada rango obtenido, alcanzando un máximo de diez técnicas. Mientras la colmena reestablece sus números, ésta se alimenta del chakra del Aburame, consumiendo chakra equivalente a tres técnicas del rango mínimo que le resten al usuario durante el tiempo de espera. Si los niveles de chakra del ninja disminuyen demasiado, y dado que los Kikaichû son parásitos por naturaleza, el enjambre comenzará a devorarlo desde dentro, agotando al ninja a razón de -5 de Resistencia por turno.

Otra restricción a esta técnica es el uso de insectos kikaichū hembra, ya que éstos son los más valiosos dentro de cada colmena debido a que se relacionan directamente con la tarea de reproducción y mantención de la población dentro de la misma. El ninja Aburame sólo podrá utilizar diez kikaichū hembra por combate, reestableciendo dicha cantidad al término de la pelea

Mushi Bunshin no Jutsu (蟲分身の術, técnica del clon de insectos): Técnica secreta en la cual millares de insectos kikaichū se reúnen en un sólo lugar y toman la apariencia del Aburame o la de cualquier persona que éste desee. El clon es muy elaborado, tanto como para confundir con facilidad al clon con el original, por lo que puede ser usado como señuelo o para una táctica de distracción. Su poder de ataque y velocidad están directamente relacionados con la habilidad del ninja con el ninjutsu. El clon se descompone en insectos al ser golpeado, y debido a que está formado por insectos, puede reformarse de forma muy veloz, aunque no soporta más de dos golpes antes de deshacerse al recibir el 3ro, sin embargo las explosiones o fuertes jutsus elementales de katon y raiton pueden deshacerlos facilmente. Al estar formados por insectos las armas arrojadizas pequeñas (kunais, shurikens, sembons y similares) los atraviesan sin destruirlos. Pueden usar armas, pero no realizar jutsus. Estos clones pueden engañar al sharingan pues llevan el mismo chakra que el usuario, pero no al Byakugan pues este puede ver claramente su composición, tambien pueden engañar al olfato pues llevan el mismo olor corporal del Aburame. Cuando estos clones son destruidos el usuario puede recuperar la información que poseían si al menos un insecto de los que lo conformaban sobrevive.

Máximo: 2 clones en Genin, uno adicional por cada rango obtenido.

Mushi Kabe no Jutsu (蟲壁の術, técnica del muro de insectos): Técnica que consiste en la liberación de insectos kikaichū, los cuales se posicionan frente al ninja Aburame a modo de escudo, para así protegerlo de ataques frontales de bajo nivel. El muro es lo suficientemente grande como para proteger a cinco personas, siendo más fuerte en el sector del medio y perdiendo fuerza en los costados.

Hijutsu, Mushiyose (秘術・蟲寄せ, técnica secreta, invocación de insectos): Con sólo tocar una superficie con su mano, el ninja Aburame puede liberar una pequeña red de chakra que atrae a los insectos de las cercanías a ese lugar. Como los ninja Aburame pueden comunicarse con ellos, esta técnica les sirve para conseguir información de la zona en la que se encuentran al hablar con los insectos locales. A diferencia de otras técnicas del clan, esta sí consume chakra.
Sellos: Sí, uno. Carnero.


Chuunin

Mushi Jamingu no Jutsu (蟲邪民具の術, técnica de interferencia de insectos): El ninja Aburame libera una gran cantidad de insectos kikaichū y los hace extenderse en una zona. Al estar en posición, los insectos emiten una pequeña cantidad del chakra respectivo de su contenedor y también del que se hayan alimentado previamente. Esto tiene por propósito confundir a los ninjas que posean técnicas de detección de chakra, ya que la distribución irregular y gran agrupación de los insectos resulta en la creación de numerosas imágenes falsas, lo cual dificulta el localizar la posición actual del Aburame y sus aliados.

Mushi Kame no Jutsu (蟲瓶の術, técnica del frasco de insectos): En esta técnica que requiere de sellos se utilizan los kikaichū a modo de defensa, haciéndolos volar formando un domo cerrado que gira a gran velocidad. La técnica es lo suficientemente fuerte como para destruir y rechazar ataques de nivel intermedio, pero es débil ante explosiones sucesivas. Además, al ser un domo cerrado, el ninja Aburame y aquellos que se encuentren dentro de la técnica no pueden ver nada del exterior. Aunque la técnica requiere de sellos, no consume chakra.
Sellos: Sí, cinco. Jabalí, mono, dragón, carnero, perro.

Hijutsu, Mushimayu (秘術・蟲繭, técnica secreta, capullo de insecto): Esta técnica especial le permite al ninja Aburame acelerar la velocidad de desarrollo de sus insectos kikaichū. Ya que el cuerpo del usuario es una especie de colmena para los insectos, el contenedor se encierra a sí mismo en un "capullo" de chakra para así servir de ayuda a los mismos. Si bien es una técnica de gran ayuda para los Aburame, que dependen de sus insectos para pelear, el usarla durante una batalla es muy peligroso, ya que el usuario debe permanecer inmóvil mientras se usa. Esta técnica sólo puede ser utilizada cuando ya se ha alcanzado el límite de técnicas con kikaichū, reduciendo el tiempo de espera para utilizarlos nuevamente. Esta técnica consume hasta un máximo de 3 técnicas del rango mínimo que le resten al usuario, pudiendo elegir este si desea desarrollar una colmena entera (lo que consumiría tres técnicas) o sólo una fracción (con lo que sólo se perdería una técnica). Esta técnica, si bien no consume chakra, finaliza automáticamente el turno del usuario y lo deja expuesto a ataques desde el exterior. Se tarda un turno en generar una fracción del enjambre, y dos turnos completos en generar una nueva colmena.
Sellos: Sí, cuatro. Buey, perro, pájaro, carnero.

Hijutsu, Mushidama (秘術・蟲玉, técnica secreta, esfera de insectos): Aprovechando las capacidades de rastreo de los kikaichū, el ninja Aburame dispersa una gran cantidad de éstos en un área no superior a los treinta metros de radio. Al detectar el chakra del objetivo, los insectos esperan a la orden del Aburame para abalanzarse sobre éste, formando una esfera de insectos que no tarda en comprimirse, envolviendo completamente a su víctima. Los kikaichū comienzan a devorar el chakra de forma frenética a la vez que dificultan enormemente el movimiento de su presa, la cual, si logra escapar, no tardará en ser nuevamente perseguida por los insectos.
Caer en esta técnica implica perder Resistencia a razón de -3 por turno, pues se tiene todo el cuerpo recubierto de insectos. Cuando la víctima llega a 0, cae inconsciente por la falta de chakra en su cuerpo. Se puede huir saliendo de la zona efectiva de la técnica. La técnica dura tres turnos.

Jōnin

Bōsui no Jin (紡錘の陣, formación en espiral):Formación de combate avanzada utilizada por los miembros del clan Aburame. El usuario hace que sus kikaichū rodeen y ataquen al enemigo utilizando veloces e impredecibles movimientos en espiral, para así detener cualquier intento de contraataque. Los golpes dados por los kikaichū causan daño moderado, y absorben leves cantidades de chakra con cada contacto, por lo que su objetivo principal es inducir el cansancio del rival. Cada dos golpes de los insectos resta -1 a Resistencia, además de causar heridas de consideración leve -arañazos, pequeños cortes por las mandíbulas de los escarabajos, etc.-.

Mushi Kansen no Jutsu (蟲感染の術, técnica de la infección de insectos): Para el correcto uso de esta técnica deben haber insectos kikaichū hembra colocados en el enemigo. Estos insectos entran discretamente al cuerpo del objetivo, ubicándose en la posición comunicada y esperando a la orden del ninja Aburame. En cuanto la reciben, las hembras se suicidan alimentándose del chakra del oponente hasta estallar. Al morir de esta forma, de los cadáveres nacen larvas especiales, las cuales atacan el sistema nervioso y los canales de chakra del cuerpo en el que se encuentran, comenzando con la zona en la que se encuentra el cuerpo inerte de la kikaichū. La acción de estas pequeñas larvas produce una parálisis temporal, localizada exclusivamente en aquella zona, además de un descontrol general en las capacidades de moldeo de chakra del oponente, impidiéndole la realización de técnicas que requieran de chakra. Estas larvas especiales tienen un ciclo de vida mucho más corto que el de los kikaichū normales, por lo que mueren en cuestión de segundos. La parálisis se detiene al instante en que fallecen, pero el chakra del oponente tarda un poco en reestabilizarse. Parálisis en el área por dos turnos, descontrol de chakra por tres turnos.

Hijutsu, Mushi Kawarimi (秘術・蟲変わり身, técnica secreta, reemplazo de insectos): Variación del básico Kawarimi no Jutsu que fue desarrollada por los Aburame al utilizar sus Mushi Bunshin. Los kikaichū poseen una fracción del chakra de su colmena debido a su constante alimentación, el cual pueden liberar al recibir una orden. Este chakra liberado es moldeado a distancia por el ninja Aburame para realizar un reemplazo entre él y su clon de insectos, intercambiando sus lugares. La distancia entre el ninja Aburame y su Mushi Bunshin no puede superar los quince metros. No requiere de sellos y sólo puede ser utilizada tres veces durante un combate, nunca en turnos consecutivos.

Hijutsu, Mushinuma (秘術・蟲沼, técnica secreta, pantano de insectos): Primera variación avanzada del Hijutsu, Mushidama. Utilizando los insectos kikaichū que residen dentro de su cuerpo, el ninja Aburame los envía bajo tierra, formando una gran masa de insectos a los pies del rival que comienza a tragarlo con velocidad. Una vez atrapado, la masa de kikaichū se eleva junto a lo que esté dentro y a la orden del usuario implosiona, dañando severamente o incluso destruyendo lo que se encuentre dentro de ella.


Sannin

Dokujin no Jutsu (毒塵の術, técnica de la nube de veneno): Al estar utilizando sus kidokuchū, el ninja Aburame puede juntar sus manos y crear entre ellas una pequeña bola de humo venenoso, la cual, al ser soplada, libera una gran corriente de humo tóxico que viaja en línea recta por veinte metros, haciéndose más grande a medida que avanza. Al ser el veneno de los nanoinsectos, el tocar o inhalar esta nube tóxica supone una gran agonía; sin embargo, ésta se disipa con rapidez. Si bien la técnica no requiere de sellos, su uso sí consume chakra.

Kodoku no Jutsu (壺毒の術, técnica del frasco de veneno): Para su realización, requiere de una gran cantidad de cuerpos infectados con kidokuchū (diez cadáveres de personajes reales, no NPC). Los cuerpos deben ser apilados en una zona amplia, la cual es sellada con una barrera que tiene dos propósitos: aumentar la velocidad de desarrollo de los nanoinsectos y evitar interferencia externa. La carne en descomposición genera gases que, después de cinco turnos, hacen estallar la barrera, liberando una enorme nube de nanoinsectos venenosos que cubren un área de cien metros de diámetro. La exposición a esta nube supone la inmediata invasión de los kidokuchū en todo ser vivo, con todo lo que eso significa. Afecta tanto a aliados como enemigos y se mantiene en el campo por dos turnos, después de los cuales, los nanoinsectos fallecen y se dispersan sin dejar rastro alguno. Esta técnica requiere de chakra para su utilización.
Sellos: Sí, uno. Carnero.

Hijutsu, Mushitatsumaki (秘術・蟲竜巻, técnica secreta, tornado de insectos): Segunda variación de alto nivel del Hijutsu, Mushidama.  Aprovechando las capacidades de rastreo de los kikaichū, el ninja Aburame dispersa una gran cantidad de éstos en un área no superior a los treinta metros de radio. Al detectar el chakra del objetivo, los insectos esperan a la orden del Aburame para abalanzarse sobre éste, girando a su alrededor a gran velocidad, creando un potente tornado capaz de desintegrar a una persona corriente sin dificultad alguna. Con cada turno dentro de esta formación, la víctima pierde 3 puntos de Resistencia. Una vez que se queda a cero, y dada la agresividad de los insectos durante la vorágine consumidora, la víctima morirá devorada por los kikaichû.

Hijutsu, Mushi Chiyu (秘術・蟲治癒, técnica secreta, curación de insectos): Los insectos kikaichū son capaces de reparar y cerrar los poros de la piel por los que salen del cuerpo de su colmena, habilidad que fue descubierta y evolucionada por los Aburame de más alto nivel. Esta técnica aumenta la capacidad de reparación de los kikaichū, haciendo que puedan sanar toda clase de heridas. Esta técnica es igual de efectiva que el ninjutsu médico del más alto nivel, pero su velocidad es menor debido a que depende de organismos independientes y no de un flujo de chakra. También puede utilizarse para curar las heridas de otras personas, pero requiere de contacto físico directo entre el ninja Aburame y su objetivo. Esta técnica necesita chakra para ser utilizada.
Sellos: Sí, uno. Carnero.


© Naruto Legends - NIIKURA RYUUJI


Rol Master
avatar


http://www.narutolegendsrol.com/

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.